El déficit de vitamina D incrementa la mortalidad cardiovascular.

Las concentraciones bajas de vitamina D (25-hidroxivitamina D y 1,25-dihidroxivitamina D) en sangre, son  responsables de todas las causas de mortalidad cardiovascular.

Esto se debe a que su déficit incrementa los indicadores de inflamación:

  • proteína C reactiva
  • interleuquinas

La investigación se realizó en un grupo de 3.258 pacientes, hombres y mujeres, con una media de edad de 62 años y durante 7,7 años.

Artículos relacionados: http://biogaliaonline.es/fuentes-e-ingesta-diaria-de-vitamina-d/

Fuente: http://cienciabio.com/vitamina-d-y-salud-cardiovascular/