Granada: propiedades saludables

La granada (Punica granatum) es una fruta que se encuentra desde la cuenca mediterránea hasta la India.

Proporciona una defensa multimodal contra un amplio grupo de enfermedades. No solo el fruto, sino también las semillas, las flores y la corteza.

• Antioxidante.

• Antiinflamatoria.

• Mejora la diabetes

• Anti obesidad

• Reduce la íntima de las arterias

• Disminuye la hipertensión arterial

• Mejora la función endotelial

• Anti Aterosclerosis

• Capacidad antimutagénica

• Cáncer de mama : Prevención y tratamiento. Antiangiogénico

• Antiaromatasa

• Reduce la placa dental

• Protege la piel de los rayos ultravioleta

• Mejora la Piel

• Mejora el embarazo y protege el feto

• Inhibe de tirosinasa

• Mejora el síndrome metabólico

• Posible uso para el Alzheimer y osteoartritis

• Inhibe la oxidación del ADN

• Mejora la actividad de fármacos como las estatinas

Sus principales polifenoles saludables son los elagitaninos y las punicalaginas que se convierten en urolitinas con actividad biológica cuando se ingieren.

Antioxidante

Las diferentes partes de la granada poseen distinta capacidad antioxidante.

El extracto de cáscara de granada tiene mayor capacidad antioxidante y de inhibición de la oxidación de LDL que el extracto de pulpa ( el contenido de fenoles totales, flavonoides y pro-antocianidinas es más elevado en la piel)

Antiinflamatoria

El zumo de granada produce urolitinas que poseen capacidad antiinflamatoria.

Además de reducir la inflamación, también reduce la oxidación de las proteínas y los lípidos. Esta cualidad mejora de forma multimodal el buen funcionamiento de un amplio grupo de rutas metabólicas.

Mejora la diabetes

El zumo de granada mejora el perfil lipídico en los pacientes con diabetes.

Una bebida enriquecida con los polifenoles de granada puede reducir la lipemia postprandial. (Incremento de lipoproteínas ricas en triglicéridos después de comer. Cuando este material se acumula en la pared arterial junto con el colesterol, produce la aterogénesis y la progresión de la enfermedad coronaria).

La mezcla de extracto de granada, extracto de té verde y vitamina C, tiene efectos beneficiosos sobre el estrés oxidativo y la peroxidación lipídica (cuyos productos finales pueden ser carcinogénicos) en los pacientes con diabetes mellitus tipo 2.

Anti obesidad

La administración de zumo de granada durante 1 mes detiene la evolución natural de aumento de peso y de la adiposidad.

Los pacientes diabéticos que toman granada controlan su peso.

(La granada induce la producción de la enzima parooxonasa PON-1 aumentando la liberación de la insulina pancreática y reduciendo la resistencia a la insulina, relacionada con la obesidad y la diabetes tipo II).

Reduce la íntima de las arterias

La medida del grosor de la íntima* de la arteria carótida, detecta la aterosclerosis y la evolución de la salud cardiovascular.

*(las dos capas más internas de la pared arterial)

– Ingerir zumo de granada durante un año reduce el grosor de la íntima-media carótida hasta en un 30%.Si no se ingiere, se incrementa el grosor de la íntima en un 9% durante 1 año.

– Reduce el LDL oxidado (responsable de la aterogénesis) en un 90%

– Reduce la presión arterial sistólica en un 21% durante el primer año (aunque no se reduce más en los siguientes 3 años de consumo y reduce la peroxidación de los lípidos en el suero hasta un 16% después de 3 años)

En los sujetos con moderado riesgo de enfermedad coronaria, el consumo de zumo de granada no tiene un efecto significativo sobre la progresión del grosor íntima-media carótida, pero la retrasa en las personas con un aumento del estrés oxidativo y las que tienen alteraciones en las lipoproteínas ricas en triglicéridos y en las lipoproteínas de alta densidad.

Disminuye la hipertensión arterial

El zumo de granada disminuye desde un 5%  hasta un 20%  la presión arterial sistólica, y en un 36% la angiotensina en los pacientes hipertensos.

Y produce beneficios a corto plazo en la regulación de la presión sanguínea

El zumo de granada está muy indicado para  acompañar una comida rica en grasas. El consumo de una sola bebida suprime el incremento de la presión arterial sistólica postprandial que se produce después ese tipo de comidas.

Salud cardiovascular

La granada induce la producción de las enzimas antioxidantes paraoxonasas, que forman parte del colesterol HDL  y del LDL.

El LDL oxidado es el responsable de la formación de la inflamación y de la producción de placas que bloquea las arterias .

El colesterol HDL mejora la salud cardiovascular.

La parooxonasa (PON-1) retarda la respuesta inflamatoria de los macrófagos que se acumulan en el LDL oxidado que está sobre la arteria.

Ingiriendo 40 gramos al día, no solo baja el colesterol total sino también el LDL e incrementa el colesterol HDL beneficioso.

El zumo de granada es beneficioso en la prevención de complicaciones cardiovasculares además, mejora la función endotelial.

Mejora la función endotelial

El zumo de granada aumenta la producción de óxido nítrico  y lo protege de la destrucción oxidativa  facilitando el funcionamiento de las células endoteliales, que recubren las paredes arteriales.

Incrementa la expresión de la enzima óxido nítrico* sintasa en los vasos sanguíneos sanos y la aumenta aún más en la placa aterosclerótica

El óxido nítrico es el responsable de la relajación del músculo liso que permite incrementar flujo de sangre a través de arterias y venas y, de esta forma, mejora la salud cardiovascular. .

Anti Aterosclerosis

La aterosclerosis es el resultado de múltiples factores de riesgo como la hipertensión, el aumento de nivel de LDL en plasma y la oxidación del LDL.

El zumo de granada tiene propiedades anti aterogénicas muy potentes  y mejora la aterosclerosis en el 25% de los pacientes.

La inflamación sistémica y el estrés oxidativo son otros factores clave, no tradicionales, en la patogénesis de la aterosclerosis y también tienen influencia sobre la hemodiálisis de los pacientes.

La ingestión prolongada de zumo de la granada reduce los factores de riesgo cardiovasculares, atenúa la progresión del proceso aterosclerótico, refuerza la inmunidad innata y reduce la morbilidad de los pacientes en hemodiálisis.

La ingestión de aceite de semilla de granada durante 4 semanas en sujetos hiperlipidémicos también tiene efectos favorables en el perfil lipídico.

La anti aterogenicidad tan potente de la granada, podría estar asociada a los taninos hidrolizables .

Capacidad antimutagénica

Los resultados globales mostraron que los extractos de cáscara de granada tienen propiedades antioxidantes y antimutagénicas y se ha propuesto para ser ser explotados como bioconservantes en aplicaciones de alimentos y nutraceuticos.

Antiangiogénico en el cáncer de mama

El zumo de granada tiene capacidad antiangiogénica*  sobre las células de cáncer de mama.

* La angiogénesis es la capacidad que tienen los tumores para expandirse mediante la producción de vasos sanguíneos

Inhibe cáncer de próstata

Los pacientes que ingieren zumo de granada, no han progresado a una etapa metastásica durante el período del ensayo.

El zumo de granada causa la muerte de las células resistentes a las hormonas de cáncer de próstata y aumenta notablemente la adherencia, reduciendo la migración de las células que no mueren.

Sus componentes aislados como la luteolina, el ácido elágico y el punícico, todavía podrían ser más eficaces contra el cáncer de próstata y otros cánceres.

Por otra parte, el consumo de zumo de granada no da lugar a importantes disminuciones del antígeno prostático específico (PSA) aun cuando, en el cáncer de próstata temprano puede ser efectivo, no lo es en las etapas posteriores de la enfermedad.

Pero aunque no da lugar a disminuciones del PSA por lo menos prolonga su tiempo de duplicación además, tiene efectos en la apoptosis “in vitro” así como sobre el estrés oxidativo.

El zumo de granada actúa sobre dos mecanismos, en uno induce la apoptosis (muerte celular programada) de las células cancerígenas de próstata  y en el otro inhibe la angiogénesis (creación de vasos sanguíneos en el tumor)

Prevención y tratamiento de cáncer de mama

El zumo de granada inhibe las células del cáncer de mama  y puede utilizarse para prevención y tratamiento.

Induce la apoptosis de las células cancerígenas  y combinándola con el anticancerígeno tamoxifen puede representar un nuevo enfoque para mejorar y sensibilizar a la acción del tamoxifen .

Uno de sus componentes activos es el ácido punícico (un ácido graso insaturado omega-5) que resulta ser un inhibidor de del cáncer de mama dependiente de la peroxidación lipídica.

Antiaromatasa

Los estrógenos estimulan la proliferación del cáncer de mama.

La responsable es la enzima aromatasa que convierte los andrógenos en estrógenos y tiene un papel clave en la carcinogénesis.

Diferentes componentes de la granada y entre ellos la urolitina es eficaz en la inhibición de la aromatasa.

Reduce la placa dental

El extracto alcohólico de granada tiene actividad antibacteriana y puede ser una alternativa para el tratamiento de las bacterias de la placa dental.

Enjuagar la boca con zumo de granada reduce la cantidad de bacterias de la placa dental mejorando la curación de las encías después la limpieza profunda y no solo mejora la fijación del diente  sino que además, sangran menos .

Protege a la piel de los rayos ultravioleta

La aplicación tópica zumo de granada tiene los siguientes efectos beneficiosos sobre la piel:

Suprime la peroxidación de los lípidos y ayuda a protegerla de la radiación ultravioleta del sol .

Es útil contra el daño de la radiación ultravioleta (UVB) sobre todo en la región de 290-320 nm, que es la causa principal del fotoenvejecimiento y cáncer de piel .

En estudios animales reduce la incidencia de tumores de piel .

Mejora la Piel

El extracto de flor de granada engruesa la epidermis disminuyendo los signos externos del envejecimiento,  atenuando anormalidades indeseables de la piel en el envejecimiento y nutre a los fibroblastos produciendo más colágeno y elastina .

Mejora el embarazo y protege el feto

El elevado estrés oxidativo presente en muchos de los embarazos complicados contribuye a la disfunción placentaria y a peores resultados durante el embarazo.

El zumo de granada reduce el estrés oxidativo placentario “in vivo” e “in vitro”, al tiempo que limita los estímulos inducidos por la muerte de los trofoblastos* humanos en cultivo.

* Células que proporcionan nutrientes al embrión

El consumo durante el embarazo limita la lesión placentaria y confiere protección para el feto.

Inhibe de tirosinasa

La piel de la granada contiene catequina, epicatequina, ácido elágico y el ácido gálico se encuentra en todas las variedades de granadas entre ellos, el ácido elágico es el más abundante y comprende más del 50% de los compuestos fenólicos totales. Probablemente son los responsables de la fuerte actividad de inhibición de la tirosinasa, además de ser antibacterianos y antioxidantes.

Mejora el síndrome metabólico

El consumo diario de zumo de granada mejora la función endotelial en los adolescentes con síndrome metabólico. Los efectos se observan después de 4 horas del consumo de zumo.

Posible uso para el Alzheimer

Los experimentos con animales también han abierto la posibilidad de utilizar la granada para el tratamiento del alzheimer. Los animales acumulan el 50% menos del beta amiloide responsable de esa enfermedad .

Posible uso para la osteoartritis

Los experimentos “in vitro” han abierto la posibilidad de utilizar el zumo de granada para el tratamiento de la osteoartritis .

Inhibe la oxidación del ADN

Las elagitaninas de la granada inhiben el daño oxidativo en el ADN .

Mejora la actividad de fármacos como las estatinas

Cuando se ingiere el zumo de granada con la simvastatina atenúa aún más la actividad de los macrófagos en la formación de células espumosas, responsables de la aterogénesis.

Nota:

Los polifenoles del zumo de granada aumentan la actividad de las enzimas paraoxonasa PON1 y PON2, y son responsables de mantener limpias las arterias y ayudar a los macrófagos a eliminar el colesterol oxidado . Además, regulan la expresión del PPAR (receptores activados por el proliferador de peroxisomas alfa y gamma) que regulan cómo se activan los genes para controlar el metabolismo de los lípidos, de la glucosa y de la inflamación.

Los polifenoles del zumo de granada regulan la expresión de la PON1 de los hepatocitos incrementando su secreción el medio a través de la cascada de PPAR .

Los PPAR se activan ingiriendo flor o zumo de granada  siendo un tratamiento eficaz para la diabetes .

Existen medicamentos sintéticos que activan el PPAR alfa o gamma, pero ninguno es capaz de activar los dos. Por otra parte, estos medicamentos tienen efectos secundarios significativos. El zumo de granada, la granada en polvo o el aceite, son capaces de activar los PPAR alfa y gamma sin ninguno de esos efectos secundarios.

Fuente: La granada, fruta del paraíso. Cienciabio.com